¿Cómo delegar actividades a los colaboradores en el trabajo?

Saber delegar las tareas que no necesariamente requieren de nuestra participación, nos permitirá destinar mayor tiempo de forma eficiente a proyectos realmente vitales para el logro de nuestros objetivos. Esto es esencial en nuestro trabajo si queremos armar buenos equipos y avanzar … Leer más

Saber delegar las tareas que no necesariamente requieren de nuestra participación, nos permitirá destinar mayor tiempo de forma eficiente a proyectos realmente vitales para el logro de nuestros objetivos. Esto es esencial en nuestro trabajo si queremos armar buenos equipos y avanzar al éxito juntos. Así que, prepárate para saber delegar en tu trabajo y en todas las actividades que llevas a cabo.

Además, es una acción que contribuye al crecimiento profesional de nuestros colaboradores porque es una oportunidad para que pongan en marcha sus habilidades y conocimientos, pues les demandará actuar y decidir de forma distinta de la habitual. Por lo mismo, se percatarán de sus fortalezas y debilidades, de lo que necesitan en el trabajo para llegar a sus propias metas; lo cual también les generará satisfacción laboral porque se sentirán tomados en cuenta no sólo como personas, sino sobre todo, como profesionistas.

En este sentido, te brindo los siguientes consejos para que puedas delegar tareas a tus colaboradores sin preocupación alguna:

1. Elige a quién delegarás según sus competencias, porque eso le dará la autonomía para tomar decisiones; cualquier tarea que le encomiendes requerirá que sea capaz de resolver por sí mismo situaciones previstas o inesperadas, así que si optas por alguien que tiende a la inseguridad, es poco probable que desarrolle la tarea satisfactoriamente.

2. Asegúrate de contar con su disposición; si la persona no está de acuerdo con realizar la tarea que deseas delegarle, de nada servirá porque seguramente su trabajo carecerá de calidad. Para motivarlo, puedes aludir a los beneficios profesionales o económicos que tal encomienda le brindará o a lo que puede conseguir en un futuro; debes actuar como una motivadora.

3. Explica con lujo de detalle las actividades a realizar, así como los objetivos y resultados que esperas; ello garantizará una mejor comprensión.

4. Comparte tus conocimientos con la persona; puedes incluso recurrir a algunas de tus experiencias para que ella entienda a qué se enfrentará y cómo puede actuar ante determinados conflictos. Además, esto le ayudará a aprender y seguramente la motivará a desempeñar un mejor trabajo.

5. Informa a los demás acerca del papel que la persona fungirá y de las tareas que realizará; ello le brindará mayor confianza en sus acciones porque podrá saber en quién puede recargarse si en algún momento necesita de asesoría, o viceversa, los demás sabrán qué pueden esperar de ella.

6. Delega de manera progresiva empezando con proyectos de corta duración o responsabilidades menores; esto te permitirá conocer cómo la persona responderá ante las tareas que piensas delegarle y poco a poco enseñarle el proceso, así como que ella se adapte a su nueva responsabilidad.

7. Debes estar consciente de que a la primera sus resultados no serán perfectos ni quizá los que esperas. Es un proceso en el que tú eres la mentora; debes tener paciencia y dejar actuar por ensayo y error.

8. Aunque debes hacer un seguimiento de tu delegación, no necesitas estar escudriñando en los detalles ni querer tomar el control de las actividades. Una vez delegada la tarea, debes dar el espacio suficiente y necesario a la persona para que pueda actuar bajo su criterio, porque de lo contrario nunca tendrá la confianza de realizar el trabajo por ella misma, sino que siempre estará escudándose en que al final, tú estás ahí para corregir o sacar el trabajo adelante.

Manoëlla Wilbaut comparte también consejos contra las interrupciones en el trabajo.

¡RECIBE LO MEJOR DE MI DIARIO CADA SEMANA!
Suscríbete al newsletter de El diario de La Nena y recibe los mejores artículos y consejos, directo a tu bandeja de entrada.

Escrito por

Soy una mujer que quiere ayudar a todas aquellas personas que padecen sobrepeso a cuidarse, mantenerse saludables y sentirse felices. Para ello, compartiré información que es de mucha utilidad para atendernos, de manera integral, y lograr no sólo una mejor figura sino una mejor autoestima. ¡Quiero animarlas, echarles porras y consentirlas mucho! Hagamos de este espacio un punto de encuentro, de ayuda, un refugio y un trampolín para lograr nuestras metas. ¿Qué te parece?

¿Qué opinas? Deja una respuesta

comentarios