¡Antes de hacer ejercicio, carga la pila!

hacer-ejercicio

Muchas personas creen que no comer antes de hacer ejercicio les trae muchos beneficios y prefieren “premiarse” después de realizarlo. Sin embargo, de la misma manera en que se le coloca gasolina a un carro antes de usarlo debes abastecer tu cuerpo antes de hacer ejercicio, ya que esto te ayudará a energizar tu actividad.

Uno de los errores más grandes cometidos por atletas principiantes es entrenar con el estómago vacío, con la intención de perder grasa y poder hacer un ejercicio más fuerte. Sin embargo, generalmente ocurre lo contrario, ya que comer antes de hacer ejercicio aumenta tu competitividad y tu resistencia, lo cual te lleva a quemar más calorías.

Las comidas pre-ejercicio tiene varias funciones, dentro de las cuales podemos mencionar:

  • Ayudan a prevenir la hipoglicemia (azúcar baja en sangre) y sus síntomas, como fatiga, visión borrosa y mareo.
  • Ayudan a calmar tu estómago, absorbiendo algunos jugos gástricos.
  • Abastecen tus músculos y cerebro con carbohidratos.
  • Te dan paz mental, sabiendo que tu cuerpo tendrá una respuesta efectiva durante el ejercicio.

Muchas personas se ejercitan sin haber comido algo porque temen que su estómago reaccione de una forma caótica durante el entrenamiento. Si bien es cierto que esto puede ocurrir en hasta un 50% de los casos, puedes entrenar a tu estómago e intestino para tolerar estos alimentos. Esto puede hacerse comiendo unas galletas o tomando una bebida rehidratante e ir aumentando gradualmente hasta llegar a consumir de 200 a 300 calorías una hora antes del ejercicio.

tumblr_m2emv4kw5q1qes7z0o1_500

Según estudios realizados, la resistencia puede aumentar en un 18 % si los deportistas consumen de 0.5 a 1 gramo de carbohidratos por kilogramo de peso, por hora de ejercicio. Por ejemplo, alguien que pesa 150 libras debería consumir 75 gramos de carbohidratos, los cuales equivalen a 300 calorías. Recuerda que lo que debes elegir para comer dependerá del tipo de ejercicio que realices, la intensidad del ejercicio, la edad y el estado emocional que manejas. Ten en cuenta que si consumes un poco de grasa, además de los carbohidratos, podrás tener energía prolongada y saciedad.

Dentro de las sugerencias que puedes consumir, están:

  • Cereal de desayuno o avena cocida
  • Galletas, tortillas, panecillo inglés
  • Barras de granola
  • Pasta
  • Fruta fresca, frutas secas o nueces
  • Mantequilla de maní, miel, jalea
  • Bebidas rehidratantes o jugos naturales
  • Yogur o yogur congelado

Para saber cuál es la comida más adecuada para ti, debes experimentar. Sin embargo, cualquier cosa nueva que agregues o pruebes, hazlo durante tus sesiones de entrenamiento, y no justamente antes de eventos grandes del deporte que realices, ya que no sabes cómo reaccionarás. De esta manera, podrás establecer tu menú pre-ejercicio que te ayudará a aumentar tu resistencia.

Con información de: Sports Nutrition Guidebook

Escrito por

Soy una mujer que quiere ayudar a todas aquellas personas que padecen sobrepeso a cuidarse, mantenerse saludables y sentirse felices. Para ello, compartiré información que es de mucha utilidad para atendernos, de manera integral, y lograr no sólo una mejor figura sino una mejor autoestima. ¡Quiero animarlas, echarles porras y consentirlas mucho! Hagamos de este espacio un punto de encuentro, de ayuda, un refugio y un trampolín para lograr nuestras metas. ¿Qué te parece?

¿Qué opinas? Deja una respuesta

comentarios